Chatbots, promotores y difusores de la cultura

Un chatbot podría ser un gran aliado en las estrategias de marketing y un excelente promotor y difusor de la cultura.

Imagina un bot en el papel de cualquier artista interactuando con los usuarios, conversando sobre la exposición, horarios, fechas, curadores, dando información clave a los usuarios y generando expectativa.

Con un chatbot los museos pueden optimizar sus gastos cubriendo la operación, al resolver preguntas frecuentes sobre eventos especiales, nuevas exposiciones, nuevas adquisiciones, horarios, etc. Y aumentar la cobertura brindando atención 24/7.

Otro gran beneficio es su capacidad para hacer outbound marketing, retargeting, business intelligences y funciones sociales, por ejemplo los usuarios pueden compartir reseñas de la exposición, obtener información y compartirla con la comunidad, intercambiar experiencias.

Algunas instituciones culturales han incorporado diferentes tecnologías como realidad aumentada, realidad virtual e inteligencias artificial para mejorar la experiencia de sus visitantes. Diferentes museos alrededor del mundo como el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires y el Museo de Anna Frank en Amsterdam, por mencionar algunos, han implementado chatbots para que los visitantes interactúen con las obras y mejoren su experiencia antes, durante y posterior a su visita.

Ahora queremos exponer cómo la inteligencia artificial y los chatbots podrían impactar en otros sectores de la industria cultural:

Literatura

Además de crear nuevos canales de venta para los libros electrónicos. Los chatbots podrían:

  • → Hacer recomendaciones a los lectores sobre nuevas adquisiciones de la librería (outbound marketing).
  • → Responder FAQs como: sucursales, obras en existencia, ventas al mayoreo, editoriales, envíos, etc.
  • → Discutir con el visitante algunos títulos estelares.
  • → Compartir las opiniones y recomendaciones de otros lectores.
  • → Mostrar la sinopsis de los libros.

Y ni qué decir de los chatbots potenciados con voz, podrían ser la versión inteligente de los audiolibros. Los chatbots podrían personificar a cualquier autor y comentar con los usuarios las obras, últimos libros, momentos importantes e información relevante para los lectores. ¡Qué mejor que el propio Shakespeare dando una introducción a la literatura inglesa!

Música

Muchas empresas intervienen en la industria músical, desde productoras, centros de espectáculos, disqueras, entre otras. Los chatbots pueden:

  • → Recomendar playlist para hacer promoción
  • → Notificar lanzamientos de nuevos artistas
  • → Vender entradas a conciertos
  • → Dar seguimiento a los festivales y compartir toda la información sobre los mismos
  • → Hacer recomendaciones y sugerir artistas similares
  • → Recomendar eventos, según los historiales de compra

Finalmente, un chatbot puede conectar a los artistas con sus fans; hoy ya es posible conversar con chatbots de algunos cantantes como Katy Perry, David Guetta o Robbie Williams.

Teatro

¿Y si un chatbot hiciera un pequeño monólogo para invitarte a una nueva puesta en escena? el procesamiento de lenguaje natural puede ser el conducto para crear nuevas experiencias al momento de promover esta disciplina. A veces no basta con leer la reseña de la obra, posiblemente leer un pedazo del libreto, interactuar con el protagonista por medio de un chatbot resulte una forma más interesante de acercarse al público.

¿Qué más podría hacer un chatbot por el teatro?

  • → Un chatbot de voz podría ayudar a los estudiantes y actores ha estudiar sus libretos.
  • → Venta de boletos.
  • → Hacer inbound y outbound marketing sobre la oferta de la cartelera.
  • → Resolver FAQs como horarios, fechas, ciudades, duración de la temporada, elenco, promociones.
  • → Crear comunidad para compartir reseñas, opiniones y comentarios sobre los asistentes.
  • → Hacer difusión a las obras compartiendo datos interesantes sobre el elenco, los guionistas y la historia.

Pintura y escultura

Debatir sobre un cuadro o una escultura con el autor de la obra sería posible. Un chatbot es capaz de contarnos todo sobre la pintura y abrir el diálogo con los artistas. Además de:

  • → Promover las exposiciones independientes
  • → Enseñar historia del arte y todo lo relacionado con la pintura
  • → Compartir fotografías de obras inéditas
  • → Discutir sobre el trabajo de curaduría del museo
  • → Recoger las impresiones de los visitantes y generar inteligencia para los museos

Cine

En ocasiones es complicado medir el impacto que social media tiene sobre las visitas a los cines. ¿Cuántos ‘likes’ se traducen en tickets de entrada vendidos? ¿Cuántas personas realmente se conectaron a través de Facebook, y de esas, efectivamente cuántas miraron la película?

Un chatbot puede hacer dinámicas, generar recordatorios, compartir datos curiosos, formar parte de una estrategia de inbound marketing. Por ejemplo, una persona miró que está próximo el estreno de alguna película y pregunta en Facebook messenger el horario, un día antes el bot puede recordarle, mandar teasers, etc.

Sin duda la industria cinematográfica es una de las más interesados en innovar los modelos de negocio bajo un eje tecnológico. Esta industria tiene clara la necesidad de transformar la experiencia que vive su audiencia.

Un chatbot puede seleccionar el cine más cercano, escoger los asientos, comprar un boleto en tiempo real, hasta pedir golosinas y palomitas en dulcería antes de llegar a la función, todo sin salir de la aplicación de mensajería instantánea preferida por los visitantes.

Somos parte de la historia. Lee nuestra nota Gus Chat y Cinépolis transforman la experiencia de los clientes y descubre cómo un bot ha transformado la experiencia de ir al cine.

Los chatbots transformarán radicalmente la experiencia de las personas en la industria cultural, desde que se enteran de la nueva obra, lanzamiento música, película, a través de interacciones directas con el bot; la fase de promoción con inbound marketing y retargeting que pueden hacer los chatbots; hasta el momento del estreno, los usuarios pueden calificar el contenido y darle a la industria data que sirva como base para futuras campañas; finalmente, la última etapa del Journey puede cubrirse con acciones sociales, los usuarios podrán compartir recomendaciones, etc. Los chatbots hoy representan un mundo de posibilidades.