Sin categoría

El avance infinito de la tecnología: inteligencia artificial

Equipo Gus · 23 noviembre, 2021 · 5 minutos de lectura
Imagen del artículo
CONTENIDO

El avance de la tecnología es una constante desde su aparición, hace siglos. Sin embargo, la repercusión de los cambios y la transformación a todos los niveles de la sociedad que impulsa la evolución en este campo es una novedad.En el futuro, el ritmo de la innovación no dejará de acelerarse y, con él, la adaptación de la sociedad a todos los niveles.

El avance de la tecnología: una evolución capaz de provocar cambios en la sociedad

Hacia finales del siglo XVIII, la manufactura comenzó a alejarse del enfoque artesanal para avanzar hacia un modelo donde se valoraban más la eficacia y la rentabilidad de la producción, cuando comenzaron a construirse las primeras fábricas.

La maquinaria fue sin duda uno de los salvadores del trabajador en el mundo postindustrial, especialmente cuando la electricidad comenzó a ser adoptada en las fábricas a partir de 1890.

La primera mitad del siglo XX vio algunos de los mayores cambios en la industria hasta el momento, con la electrificación. Este avance provocó que los equipos más antiguos a vapor se volvieran obsoletos y que la verdadera producción en masa se plantease como una opción viable.

Gracias a máquinas funcionando ininterrumpidamente las veinticuatro horas del día surgieron muchas innovaciones. Un ejemplo de ello son los automóviles de Henry Ford, comercializados a precios adecuados para el consumidor medio.

Las líneas de montaje también se convirtieron en clave para el concepto de fabricación durante esta era y siguen siendo relevantes en el día de hoy, incluso a pesar de que las tecnologías en uso ahora son significativamente diferentes a las de las décadas de 1910 y 1920.

La tecnología de automatización utilizada en la industria ha evolucionado desde las cintas transportadoras utilizadas desde finales del siglo XIX para mover carbón, minerales y otras materias primas, hasta los sistemas de manipulación automatizada de materiales que proporcionan múltiples tipos de movimiento y funcionalidad.

A mediados del siglo XX se introdujeron los robots industriales, cuyo uso continúa creciendo en toda la industria manufacturera a medida que los precios bajan y los avances (como los sensores) amplían su funcionalidad e inteligencia.

La normalización de la automatización

Aunque la automatización se ha utilizado en la fabricación desde los años 70, el progreso se ha expandido exponencialmente con el tiempo. Los avances en tecnología (robótica, big data, aprendizaje automático, inteligencia artificial e Internet de las cosas) han mejorado la producción en fábrica desde entonces.

Las aplicaciones más frecuentes son robots colaborativos, también llamados co-bots, que pueden trabajar junto con los humanos para mejorar la eficiencia y reducir los riesgos; y las plataformas móviles autónomas, cada vez más populares en fábricas y almacenes, como se ve en los centros logísticos de Amazon.

La automatización de la fabricación combina tecnologías completamente nuevas con algunos sistemas más antiguos y configuraciones conocidas, que se vuelven más eficientes y accesibles. Al mejorar los diseños antiguos y el hardware robótico, las empresas pueden ahorrar dinero y liberar un valioso espacio de fábrica o almacén.

>Efectos en la actualidad

En la actualidad, es difícil encontrar ejemplos de bienes de consumo que no estén producidos en masa con máquinas y tecnología. La mayoría de fábricas buscan aumentar la eficiencia y confiabilidad mientras que reducen los costes (una constante que parte de los desarrollos realizados en la Revolución Industrial y mejora a gran escala gracias a los avances y la innovación que existen hoy día).

La especialización hizo que las fábricas fueran más productivas y permitió que los productos se produjeran en masa a un coste más bajo. La Revolución Industrial impulsó dos grandes cambios en las fábricas que las hicieron más productivas y perduran hoy día:

  • Innovación, entonces a través de nuevos inventos y desarrollos; hoy a partir de avances e innovación.
  • Especialización, que aumentó la eficiencia y dio origen a la producción en masa.

La división del trabajo y el aumento de la automatización en las fábricas dieron lugar a un nuevo escenario, en el que los trabajadores tenían menos conexión con el cliente y, en muchos casos, ni siquiera sabían cómo su trabajo influía en el producto final.

La automatización se convirtió en la normalidad y así ha seguido hasta nuestros días. Con una salvedad. Hoy, el avance de la tecnología de fabricación busca recuperar la esencia de la artesanía pre industrialización y personalizar al máximo.

La inteligencia artificial no deja de evolucionar

La verdadera iniciación en la IA comenzó en 1956. El primer trabajo sustancial en el campo de la inteligencia artificial fue realizado a mediados del siglo XX por el lógico y pionero informático británico Alan Mathison Turing.

Hoy, gracias a la inteligencia artificial se puede automatizar de manera masiva, pero también personalizada. La tecnología nos permite atender a una gran cantidad de personas como si solo atendiéramos a una. Y siempre con la capacidad de derivar a un ser humano.

¿Qué factores impulsaron la evolución de la inteligencia artificial?

El avance de la tecnología en el campo de la inteligencia artificial está ligado a impulsores que también benefician al desarrollo de otras innovaciones, como las relacionadas con Big Data o el aprendizaje automático, entre otras.

La accesibilidad de la arquitectura informática de nueva generación, la democratización del conocimiento, el crecimiento del volumen de datos generados y la evolución de la legislación al respecto sientan las bases para prolongar y afianzar el cambio.



¡Hablemos!

Equipo Gus

Equipo Gus